24 feb. 2009


VENTANA dedicada a Bas Jan Ader




I'm too sad to tell you (1971) - Bas Jan Ader

"Estoy demasiado triste para decírtelo", escribe Jan Ader en la tarjeta. ¿ ... ? Hay una pista: "El espacio entre nosotros llena mi corazón con una angustia intolerable". La imagen llorona, subjetiva de Jan Ader es puro artificio (y por tanto, se cuestiona la autenticidad del acto mismo). Jan Ader da en el clavo: ¿No es la tristeza una especie de lloriqueo frente a una cámara montada por -y para- uno mismo y los demás?


Esa carrera en bici... Serpentine Fall

Ese blog insuperable......

Ese trabajo gris de artista increíble al borde .........
Esa despedida callada ............

Ese link con más.

"Caerse fue un motivo muy recurrente en la breve pero rotunda obra de este artista. Bas Jan Ader se caía en bicicleta a los canales de ámsterdam, se caía de los tejados de las casas, de las ramas de los árboles. Se dice que estas caídas de Bas Jan Ader eran una metáfora existencialista. La libertad del ser humano le lleva a provocar su propia caída. Es el propio cuerpo del artista el sujeto y el objeto de su obra. Entre las posibles referencias que guiaran el camino de Bas Jan Ader se encuentran los artistas de la performance, la danza y el teatro. La cineasta Ivonne Raider, fue alguna de las artistas que exploraron la caída como el más común de los movimientos. No debemos obviar los intentos de levitar por parte de Bruce Nauman ni el mítico salto al vacío de Yves Klein. Pero a diferencia de estas referencias, en la obra de Bas Jan Ader se mezclan la ironía con un cierto romanticismo que no es sólo dramático: se filtra en él una tibia melancolía

...........

Bas Jan Ader juega con la idea melancólica de la soledad del artista pero también cuestiona su papel en nuestra sociedad. Hay una permanente idea de búsqueda, de viaje experimental, que está presente en muchos de sus trabajos y fundamentalmente en uno: el que acabó con su vida. Bas Jan Ader se embarcó en un pequeño bote para tratar de alcanzar las costas inglesas desde Cape Cod. Después de ocho días de navegación se perdió su pista y no volvió a saberse nada de él. Mucho han afirmado que Bas Jan Ader se embarcaba en un viaje sin retorno. De maner aprevia a este viaje, Bas Jan Ader realizó la obra Farewell to Faraway Friends, un posible anuncio de su partida final. Asimismo, en una de sus fotografías se puede ver su ropa doblada encima de la cama lista para ser metida en la maleta" Aquí.


Bas Jan Ader Photoworks Untitled The Elements




8 comentarios:

Jin dijo...

me he quedado muda... y agradecidísima por haber descubierto a un artista impresionante

gracias por este montón de documentación, MBI. el horizonte que se divisa desde tus ventanas es tan inmenso como el mar dónde uno puede desaparecer sin dejar rastro.

Franziska dijo...

Es muy interesante tu aportación al conocimiento de este artista. Llama la atención como está todo fríamente planeado. Se despide como siempre, como si fuera a aparecer entre nosotros al día siguiente. Es imposible saber qué se está cociendo dentro de una mente.

digler dijo...

no conocia de su obra y de todo aquello que intentó plasmar en ella.gracias por darmelo a conocer

pilar mandl dijo...

Suponemos que se dejó caer... ¿una vez más?
Excelente y completo blog. ¡Me gusta!
Gracias por pasarte por el mío, con tu permiso he puesto un enlace a tus magníficas libretas...

Nacho Muñoz dijo...

No sabes cómo me alegro que nos hayamos encontrado.

Estoy engordando la lista de blogs interesantes relacionados con el Arte (y sus ventanas, como dices) y tras una leve mirada a tu blog hace que advierta un modo de transmitir una obra, un autor, un concepto... que me provoca una inquietante inquietud para irrumpir en él.

Te seguiré de cerca.

mammamia dijo...

Un saludo querida,agradezco tu visita y me alegro que no sea "demasiado tarde" para descubrirte.
Un abrazo

Georgia dijo...

Gracias por abrir la ventana a este gran personaje

un abrazo

momo dijo...

Sólo se me ocurre darte las gracias, es maravilloso , acceder a toda esa información, que nos prestamos unos a otros.
Es maravilloso